Categorías
Turquía

Que HACER y que VER en ESTAMBUL: imprescindibles

Que ver en Estambul, un mix de oriente y occidente y una ciudad cosmopolita y moderna que forma parte de una república joven y luchadora.

Estambul es enorme, con mucho que visitar y aprender. Se encuentra en un punto geográfico estratégico. La ciudad se extiende a ambas orillas del río Bósforo, que separa el continente europeo del asiático. Se puede cruzar de un continente a otro en poco tiempo a través de dos de sus puentes o en barco. Este río, a su vez, une en sus extremos el Mar Negro con el Mar de Mármara, que forma parte del Mar Mediterráneo.

El lado europeo de Estambul se encuentra dividido en dos por otro río pequeño llamado Cuerno de Oro, dejando en su costa norte un barrio más moderno, llamado Beyoglu, y en la costa sur, el barrio conocido como Sultanhamet, que es donde se encuentra la parte histórica y la mayor concentración de oferta hotelera y de restauración. 

Si vas a recorrer el país mira estas recomendaciones en nuestra guía para viajar a Turquía.

Historia de Estambul para entender nuestra visita

Para entender lo que se va a ver en Estambul, la podemos dividir en cuatro grandes períodos de tiempo:

◙ En su fundación, en el s. VI a.C. pertenecía a la provincia griega de Tracia y se llamó Bizancio, porque fue fundada por Bizas. El sitio donde se estableció la ciudad fue «predicha» por el oráculo en Delfos.

◙ Luego llegaron los romanos, no mucho después, sobre fines del primer milenio a.C. y el emperador Constantino refunda la ciudad pasando a ser reconocida como «Constantinopla». Establecieron aquí la capital del Imperio Romano Oriental, se construyeron muchas iglesias, entre ellas la más conocida la Catedral Ortodoxa de Santa Sofía, y se realizaron acueductos subterráneos para abastecer de agua a la ciudad desde la Basílica Cisterna. La ciudad se amuralló, siendo de tal calidad que era muy difícil de derribar, y se vigiló de cerca el Cuerno de Oro.

◙ Pero llegaron los Otomanos en 1453 y ante la caída de un Imperio se fortaleció otro. La ciudad deja de llamarse Constantinopla para ser reconocida como Estambul, y pasa a ser la capital del Imperio Otomano. Igual, no es hasta un decreto de 1930 que la ciudad pasa a llamarse oficialmente así. Estambul empieza a llenarse de mezquitas, incluso convertiendo la Iglesia de Santa Sofía en una de estas. Se construyen suntuosos palacios donde vivían los Sultanes y sus familiares.

Más adelante, con el glamour de los grandes palacios europeos como el de Versalles, los Otomanos abandonaron el tradicional Palacio de Topkapi donde vivieron desde siempre y se mudaron a varios de los palacios que hay en la costa del Bósforo, por ejemplo, el Palacio de Dolmabahçe es uno de ellos, de puro estilo europeo. De hecho, a Estambul se la conocía como la París del Este y entró en auge en parte por el famoso Orient Express, el tren que unía la capital francesa con la capital imperial.

◙ Con la caída del Imperio Otomano, llega la República y Atatürk. Éste llevó la capital a Ankara porque consideraba que Estambul era demasiado vulnerable por su acceso marítimo y fluvial. Con esto pierde mucho de su gloria, pero en los años ’80 y ’90 empieza a renacer con inversiones en infraestructura, transporte y turismo.

Y ahora sí… 12 + 1 cosas que hacer y que ver en Estambul

Habiendo dado un rápido paseo por su historia, ahora les comentaremos las 12 + 1 cosas que ver y hacer en Estambul:

1) Museo de Santa Sofía o Hagia Sofia

El ahora Museo de Santa Sofía o Hagia Sofia fue construido en el siglo VI como una catedral ortodoxa para reafirmar la grandeza del Imperio Romano. Dedicada a la Sabiduría Divina, fue durante más de mil años la catedral más grande del mundo. Cuando los Otomanos toman el poder, la convierten en una mezquita. Quitan las campanas, el altar y figuras del cristianismo y se añaden los cuatro minaretes y el minbar (que es una escalera a la pared, sitio donde el imán da los sermones).

Lo atractivo es la mezcla de detalles que se pueden observar en su interior: mosaicos cristianos destruidos a medias, como el del Último Juicio; dibujos islámicos pintados sobre cruces cristianas preexistentes; los grandes medallones colgados de las esquinas y columnas con los nombres de Allah, de Mahoma, de los cuatro primeros califas y de los dos nietos de Mahoma, todos al lado de figuras cristianas.

Atatürk en su momento lo convirtió en un museo y la entrada cuesta 30 liras (8 €).

2) Mezquita Azul

Otra de las principales atracciones que ver en Estambul. La Mezquita Azul fue construida a comienzos del siglo XVII por el Sultan Ahmet I (de aquí viene el nombre del barrio mítico turco) para rivalizar con la vecina Hagia Sofia, sobre todo porque ésta tiene rasgos de su pasado como «catedral» y la nueva edificación sería la primer gran mezquita de su imperio. La Mezquita Azul tiene por fuera 6 minaretes, la única en Estambul que tiene tantos, y una gran sala para rezar. Fue construido en el sitio donde se encontraba antes el Gran Palacio de Constantinopla, en el que han vivido los emperadores romanos.

A diferencia de la Hagia Sofia, la Mezquita Azul está en servicio y te puede pasar como a nosotros que tuvimos que esperar fuera mientras adentro los locales estaban rezando. Así y todo fue curioso el llamado al rezo que escuchábamos de los minaretes, que están sincronizados con los de otras mezquitas de la zona para que cuando uno suene, el otro no. Pareciera que estuvieran hablando entre ellos.

La entrada es gratuita.

3) Otras mezquitas que ver en Estambul

Si aún hay más ganas de visitar mezquitas y comprobar que son todas muy parecidas entre sí, puedes entrar en otras dos más que son de importancia. Una es la Yeni Camii o Nueva Mezquita, que es de las más nuevas pero tiene ya unos 400 años. Es la que se encuentra al lado del Puente Galata, así que pasarás por allí muchas veces. Luego, por detrás del bazar y arriba de una colina se encuentra la Mezquita de Suleyman, que es la más grande de Estambul. Nosotros no fuimos a ésta última, pero era fácilmente observable desde el patio de la Nueva Mezquita o en nuestros paseos en barco.

La entrada a ambas mezquitas es gratuita.

4) Palacio de Topkapi

Comencemos el recorrido por los grandes palacios imperiales de Estambul. El primero es el Palacio de Topkapi, sitio donde vivieron los Sultanes del Imperio Otomano por unos de 400 años.

El palacio de Topkapi se divide en 4 estancias a través de las cuales podemos observar cómo era la vida de los Sultanes y el personal que allí trabajaba, con algunas historias y detalles extravagantes, habitaciones lujosas, grandes cocinas con una exposición de porcelana china envidiable, salas de ceremonias y audiencias, el invaluable tesoro de los sultanes, jardines y demás. Hay que dedicarle a la visita al menos medio día y se pueden recorrer todas las estancias con la entrada general de 30 liras (9 €), excepto el harén que es una entrada aparte de 15 liras (4,50 €).

5) Palacio de Dolmabahçe

El otro palacio que hay que ver en Estambul, es el de Dolmabahçe, de mediados del s. XIX. Fue ampliamente criticado por su estilo europeo y no reconocido como herencia otomana. Los relojes del palacio no funcionan: los han parado a las 09:15, que es la hora en la que murió Atatürk en 1938. El palacio se puede ver en su esplendor desde el río Bósforo cuando se realiza el paseo en barco.

La entrada al palacio cuesta unas 30 liras (9 €) y se entra en tours en inglés o en turco. Adentro no se pueden sacar fotos, aunque yo robé aunque sea una.

6) Basílica Cisterna

Volvemos a Sultanhamet y enfrente de la Hagia Sofia nos encontramos, un poco oculta, la entrada a la Cisterna Basílica. Es del s.VI, de la época del emperador Justiniano, y se la conoce así porque está construida debajo de la Basílica Stoa. Fue utilizada para guardar agua y abastecer al Gran Palacio de Constantinopla y luego al Palacio de Topkapi. Estuvo cerrada un tiempo y se volvió a descubrir en 1545. Tiene 336 columnas en 12 filas y el agua se trasladaba a través de una red de 20 kms de acueductos.

Además de caminar por las plataformas de madera y tirar alguna moneda para pedir un deseo, no hay que perderse las dos columnas a cuyos pies hay tallada en la piedra una cabeza de Medusa. La entrada cuesta una 20 liras (6 €).

7) Gran Bazar

Como todo país predominantemente musulmán, no pueden faltar los bazares donde pasear entre tiendas y comprar recuerditos. El principal en Estambul es el Gran Bazar, laberíntico, cuenta con más de 4000 negocios de lo que se te ocurra en sus más de 50 calles cubiertas. En los alrededores del bazar hay muchos sitios donde comer un kebab a bajos precios y riquísimos.

Y si sos fan de las compras además hay un Bazar de las Especias, conocido como el Mercado Egipcio por venderse productos que provenían de dicho país.

8) Paseo en barco por el Bosforo

En tu visita a Estambul no puede faltar un paseo en barco. Hay muchos recorridos para hacer por el río Bósforo y el Cuerno de Oro.

Nosotros hicimos 3:

✰ Un paseo por el Bósforo hasta el inicio del Mar Negro: En realidad creo que nuestro barco no llegó hasta el mar Negro como tal, pero cerca estuvimos. Jeje. Se trataba de un barco turístico desde el cual observamos los palacios, como el Dolmabahçe, y bellas casas construidos en la orilla. Pasamos por debajo del Puente del Bósforo, que úne el lado europeo con el asiático de Estambul, y descubrimos las ruinas de la fortalezas de Rumeli Hisari del siglo XV en el lado europeo del Bósforo y la fortaleza de Anadolu Hisari del lado asiático. Ambas controlan el punto más angosto del estrecho.

El paseo costó unas 15 liras por persona (4,50 €).

✰ Un paseo en Barco por el cuerno de Oro, desde el Puente de Galata hasta Eyüp. Una vez llegados al puerto, nos dirigimos al teleférico donde subimos a la colina y nos tomamos el clásico té en la terraza (no te lo pierdas, te lo contamos más abajo). Este es un barco público dónde viaja la gente local. Se puede pagar con la misma tarjeta de transporte que la del metro y tranvía. Nosotros compramos una tarjeta para dos y le cargamos saldo, el cual se va descontando por cada pasaje.

✰ Un paseo en barco cruzando al lado asiático, al puerto de Kadikoy, con la pretensión de ver el atardecer en una colina cercana al puerto, pero llegamos un poco tarde así que lo vimos desde el mismo barco sobre el mar de Mármara y sobre Sultanhamet, que fue igualmente impresionante.

Si querés un tour guiado en español para navegar por el Bosforo puedes reservarlo desde aquí:
Crucero por el Bósforo y Mar Negro.
Crucero nocturno con cena y espectáculo.
Crucero por el Bósforo.
Crucero por el Bósforo al atardecer.
Crucero por el Bósforo + Mezquita Azul + Santa Sofía.

9) Puente de Galata

Ineludiblemente lo verás: el puente de Galata une las dos partes de la Estambul europea: la parte vieja de Sultanhamet con la nueva de Beyoglu. Allí hay que ir a todas horas: temprano en la mañana, al atardecer, a ver a los pescadores, la vida en el puerto y los miles de turistas, coches y ruido. Imprescindible comerse un sandwich de pescado fresco en alguno de los barcos amarrados allí, que son como puestitos callejeros de comida para llevar o comer allí mismo en unas mesas puestas a tal fin.

Si querés un tour guiado en español para visitar la parte asiática de Estambul, puedes reservarlo desde aquí:
Parte asiática, Palacio de Beylerbeyi y Eyup.
Estambul al completo en 2 días.
Visita guiada por la parte asiática + Palacio de Beylerbeyi.

10) Torre Galata

Adornando el skyline de Estambul está la Torre Galata, otra de los principales atractivos que ver en Estambul, que se encuentra en la costa norte del lado europeo de la ciudad. Es de 1348 y llegó a ser el punto más alto de las fortificaciones de antaño de la ciudad. Se puede subir, previo pago de entrada, aunque lo más lindo es verla desde todos lados y a todas horas.

Si querés un tour guiado en español por Estambul puedes reservarlo desde aquí:
Tour panorámico por Estambul.
Estambul al completo en 2 días.
Visita guiada por el Estambul imprescindible.

11) Plaza Taksim

En la parte moderna de Estambul, se encuentra la Plaza Taksim y allí comienza la Istiklal Cadessi, una calle peatonal atiborrada de negocios y gente por doquier. Por el centro de la calle, se desliza el mítico tranvía rojo que la recorre punta a punta. Este tranvía, llamdo Tünnel fue el primer tren eléctrico del mundo.

En la Plaza Taksim se encuentra el Monumento de la República, creado por un escultor italiano en 1928 y representa a Atatürk, su asistente y sucesor Ismet Inönü, y otros líderes revolucionarios.

12) Terraza del café Pierre Loti

Como habíamos comentado antes, una de las paradas clásicas del barco que pasea por el Cuerno de Oro es en Eyüp, donde se encuentra el café Pierre Loti, colina arriba. No es difícil de subir, ya sea andando por el cementerio o en el teleférico.

El Café Pierre Loti, nombrado así porque este novelista francés ha venido a inspirarse, tiene una terraza con unas increíbles vistas al Cuerno de Oro. Allí nos tomamos un tecito bien dulzón.

13) Otras cosas que ver en Estambul

Y por último, decirles que hay muuuchas cosas más que hacer y ver en Estambul, desde museos, plazas, las murallas que aún resisten de la ciudad antigua, cuando ésta era Bizancio… pero en tan sólo 3 días nos ha dado a tiempo para hacer lo que les contamos. Nuestro consejo es que, de ser posible, le puedan dedicar más de 3 días, no sólo para hacer más cosas sino para hacer todo más tranquilo y poder disfrutarlo más.

– Contrata un seguro de viaje para tu tranquilidad

Échale un ojo a estos consejos para elegir el mejor seguro de viaje según el tipo de viajero que seas y, además, te ayudará a despejar las dudas más comunes. ¡Viaja tranquilo!

Datos útiles para viajar a Estambul

Resumen de cosas que ver en Estambul

Enumeración de lo mencionado en el artículo para referencia rápida:

★ Museo de Santa Sofia o Hagia Sofia (1)
★ Mezquita Azul (2)
★ Mezquita Nueva (3)
★ Mezquita de Suleyman (3)
★ Palacio de Topkapi (4)
★ Palacio de Dolmabahçe (5)
★ Basílica Cisterna (6)
★ Gran Bazar (7)
★ Bazar de las Especias (7)
★ Paseo en barco por el Bósforo (8)
★ Paseo en barco por el Cuerno de Oro (8)
★ Paseo en barco al lado asiático (8)
★ El puente de Galata (9)
★ Torre de Galata (10)
★ Plaza Taksim (11)
★ Istiklal Cadessi (11)
★ Tranvía rojo (11)
★ Terraza del café Pierre Loti (12)
★ y mucho másss!!!

¿Dónde dormir en Estambul?

Si hay una zona buena zona para alojarse es el barrio histórico de Sultanahmet, cercano a muchas de las atracciones que ver en Estambul. Nuestras recomendaciones en esta zona son las siguientes:

  • Ayasultan Hotel: es un hotel elegante con habitaciones espaciosas, luminosas y muy bien decoradas. Tiene un bar con amplios ventanales y vistas a la ciudad. Ideal para familias.
  • Boss Hotel Sultanahmet: cerca del bazar y las mezquitas, es un alojamiento de categoría con excelentes instalaciones y mucho confort. Tiene un muy buen desayuno. Ideal para parejas.
  • Honey Hostel: una opción económica en el centro histórico. Habitaciones privadas pequeñas pero confortables y habitaciones compartidas limpias. Muy buena relación calidad-precio.

Otra buena opción para dormir en Estambul son las cercanías a la plaza Taksim, un sitio seguro y con mucha movida comercial y nocturna. Nuestras recomendaciones en esta zona son las siguientes:

  • Hotel Naumpasa Konagi: con instalaciones modernas y limpias, es un hotel inaugurado no hace muchos años. Con habitaciones triples elegantes es ideal para familias.
  • Kartal Palace Taksim Square: a un kilómetro de la calle Istiklal, es un agradable alojamiento para los que buscan tranquilidad, buen precio y servicio.
  • Stay Inn Taksim Hostel: a solo 10 minutos de la torre Galata y muy cerca de la calle peatonal, es un hostel con habitaciones compartidas y privadas pequeñas. Tiene una cafetería y bar.

¿Querés buscar otras opciones? Encuentra acá el mejor alojamiento en Estambul.

Cómo llegar a Estambul

El aeropuerto internacional Atatürk está a 23 kms de Estambul y se puede ir tanto en tren como en metro, por eso muchos hoteles suelen incluir dentro del precio el traslado hacia el aeropuerto. Averiguar al realizar la reserva.

Estambul tiene excelentes conexiones tantos con destinos europeos como asiáticos, e incluso vuelos directos desde algunos puntos de Sudamérica. La aerolínea de bandera es Turkish Airlines.

Busca aquí vuelos baratos para viajar a Estambul.

Reserva desde aquí el traslado en coche desde el aeropuerto de Estambul al hotel o centro de la ciudad y despreocúpate de todo.

También se puede llegar a Estambul en bus desde diferentes puntos del país e incluso desde países limítrofes. La estación de bus de Estambul es gigantesca y caótica y se encuentra a 10 kms al oeste. Tiene línea de metro, así que puedes combinar este con el tranvía para llegar a Sultanhamet.

¡Compra tu pase Interrail y Eurail! Este pase es un billete de tren con el que puedes viajar en casi todos los trenes de Europa. Con él tienes acceso a 40 compañías ferroviarias y de ferris en 33 países. Libertad absoluta para descubrir Europa a tu ritmo.

Interrail es para quienes tengan residencia en Europa

Comprar Pase Interrail aquí

Eurail es para quienes NO tengan residencia en Europa

Comprar Pase Eurail aquí

¿Te gustó nuestro artículo sobre que ver en Estambul? ¡Puedes dejarnos tu comentario y estaremos felices de que lo compartas en las redes sociales!*

 

¡Compártelo con los tuyos y déjanos un comentario más abajo!

Por Flor

¡Hola, soy Flor! Podría decir que el gran cambio vino de la mano de un viaje largo, unos 14 meses por Europa y Asia en el que hice clic. Colgué mi super traje de contadora pública (no más zapatos de tacón ni maquillaje) y salió a la luz un universo de cosas de las que era capaz: descubrir lugares recónditos, escribir sobre viajes y dedicarme a ello, hacer lindas fotografías, dibujar, pintar, coser, cocinar rico y ser madre, con toda la paciencia y amor que esta tarea requiere.

Ver el archivo

4 respuestas a «Que HACER y que VER en ESTAMBUL: imprescindibles»

¡Ay Estambul! ¿Qué tendrá que a todo el mundo enamora? A mi de los lugares de pago me quedo con la basílica cisterna, que a parte de refrescarte, me pareció un lugar único y mágico.

También me encantó la comida y las vistas del cuerno de oro desde alguna terraza.

Elegisteis un buen lugar para terminar la vuelta al mundo.

Un saludo viajero,

Flavia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.